¿Qué es el confort térmico?

Home » Blog » Oficinas » ¿Qué es el confort térmico?

En IC-10 Construimos Espacios hemos hablado ya en muchas ocasiones sobre cómo tiene que ser una oficina para que ésta se adapte a las necesidades laborales y humanas de los trabajadores (diseño, organización, mobiliario, etc.). Hoy, sin embargo, nos vamos a ocupar de una cuestión que siempre genera controversia entre usuarios de cualquier espacio por los diferentes gusto y sensaciones de cada persona: las condiciones térmicas en el interior de las oficinas.

A pesar de que pueda parecer un tema bastante arbitrario, y qué no está sujeto a ningún tipo de norma, las condiciones mínimas de climatización y circulación del aire están definidas por el INSHT (Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el Trabajo).

Sin llegar a entrar en profundidad sobre todas las condiciones descritas en esta interesante guía técnica vamos a señalar algunas de las Condiciones Ambientales de trabajo en las que seguro todos nos veremos reflejados de una u otra manera.

Según las recomendaciones del INSHT, para evitar el desajuste térmico, la temperatura en el interior de los espacio varía según el trabajo desarrollado:

1) Donde se realicen trabajos sedentarios propios de oficinas o similares la temperatura estará comprendida entre 17 y 27ºC

Se refieren a lugares sin radiación térmica ni corrientes de aire, siempre y cuando los trabajadores lleven ropa acorde a la estación climática, la temperatura del aire óptima en invierno estaría entre los 20 ºC y los 24 ºC. Mientras que en verano la temperatura ideal se situaría entre los 23 ºC y los 26 ºC.

2) La temperatura de los locales donde se realicen trabajos ligeros estará comprendida entre 14 y 25ºC.

Los rangos de temperatura óptima para este tipo de actividad y con las mismas condiciones citadas anteriormente estarían entre los 21 ºC y 25 ºC para verano y los 16 ºC y 22 ºC para invierno.

No solo el frío o calor interfieren sobre nuestro confort térmico, otras condiciones ambientales juegan un papel fundamental.

  • La humedad relativa estará comprendida entre el 30 y el 70 %, excepto en los locales donde existan riesgos por electricidad estática en los que el límite inferior será el 50%.
  • Las corrientes de aire: los trabajadores no deberán estar expuestos de forma frecuente o continuada a corrientes de aire cuya velocidad exceda los siguientes límites: 0,25 m/s y el 0,75 m/s.

Por supuesto, una mención aparte va para todos trabajadores y trabajos al aire libre donde las medidas que se tomen para proteger a los trabajadores de las inclemencias del tiempo deben incluir, además de las destinadas a hacer frente al frío o al calor excesivos, otras dirigidas a proteger a los trabajadores de la radiación solar directa, especialmente la ultravioleta.

Un detalle importante en el caso de los trabajos en exterior es que será necesario habilitar zonas comunes cubiertas o sombreadas, el uso de prendas de protección que protejan todo el cuerpo, el uso de gafas, cremas protectoras, etc. En el caso de trabajos al aire libre en zonas frías se recomienda emplear ropa de protección adecuada frente al frío, facilitar la realización de pausas en lugares cálidos y administrar bebidas calientes no alcohólicas a los trabajadores.

Fuente: INSHT

Imagen: Computerhoy

ISOs ISOs ISOs ISOs ISOs ISOs

Otras empresas del grupo

Ic-Instalaciones
ISOs ISOs

Otras empresas del grupo

Ic-Instalaciones

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR